Cora Group
Logotipo Doctor León Mora
Curso Osteotomía

Publicaciones científicas

PROYECTO NACIONAL: DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO PRECOZ DE DISPLASIA DEL DESARROLLO DE LA CADERA. YARACUY- VENEZUELA.

DR. MIGUEL ANGEL GALBAN.
DR. LENIN R. COLMENARES O.

 

ASPECTOS GENERALES
El término displasia en el área de ortopedia se refiere a un defecto de formación de una estructura del sistema locomotor. En el caso de una articulación, esta displasia implica inestabilidad y el grado máximo de inestabilidad de una articulación es la luxación. Cuando se establece una displasia de una articulación, el menor grado de afectación llevará a una artrosis y el mayor grado de afectación llevara a una luxación. La displasia de la cadera se puede detectar al nacimiento, pero no siempre se presentan todos los signos en el periodo peri-natal, sino que se desarrollan en las siguientes semanas al nacimiento, es por esto que el término “congénito” no es el más adecuado para denominar esta patología y se prefiere denominarla Displasia del Desarrollo de la Cadera (DDC) o Displasia Madurativa de la Cadera (DMC) para resaltar el hecho biológico de lo que ocurre (de forma progresiva) in útero, en el periodo peri-natal o durante la lactancia. En resumen la DDC es un “proceso” donde la relación normal entre la cabeza femoral y el acetábulo se pierde, tiene grados de progresión variable y ocurre in útero, en el periodo peri-natal o durante la lactancia.


En la actualidad, la historia natural de la enfermedad y la atención integral siguen siendo objeto de debate, debido a la discapacidad que puede conllevar en edades posteriores de la vida cuando los niños no reciben un tratamiento adecuado. La identificación temprana de la DDC puede evitar desde subluxación hasta luxación de la cadera.


Desafortunadamente cuando el diagnóstico y el tratamiento de esta enfermedad se establecen después de los seis meses de edad; las secuelas, en la mayoría, son irreversibles. El tratamiento consiste en la utilización de aditamentos de abducción con lo que se obtienen buenos resultados; sin embargo, cuando el tratamiento falla o la detección se realiza en forma tardía, el tratamiento a seguir es quirúrgico.


Actualmente no existen lineamientos universales para el abordaje de este problema de salud en los niños que acuden a los servicios médicos. De ahí la importancia de definir los criterios que servirán para la detección, el diagnóstico y el tratamiento de la DDC, haciendo énfasis en aquellos pacientes con factores de riesgo y datos clínicos sugestivos de inestabilidad de la cadera que requieren de un seguimiento riguroso desde el nacimiento hasta el primer año de vida edad para identificar oportunamente esta enfermedad.

 

OBJETIVO:
La finalidad de este proyecto es establecer un referente nacional para orientar la toma de decisiones clínicas basadas en recomendaciones sustentadas en la mejor evidencia disponible.


Se pondrá a disposición del personal del primer, segundo y tercer niveles de atención, las recomendaciones con la intención de estandarizar las acciones nacionales sobre:


1. Realizar una detección oportuna de la enfermedad desde el nacimiento, mediante la identificación de los riesgos y datos clínicos.

 

2. Diagnosticar oportunamente la displasia en el desarrollo de cadera por medio de la definición de los criterios clínicos y estudios de imagen.


3. Disminuir la prevalencia de complicaciones y secuelas de la displasia en el desarrollo de cadera mediante la detección temprana, el diagnóstico y tratamientos oportunos.


4. Establecer los criterios de referencia a segundo y tercer niveles de atención.


5. Especificar los criterios para elegir la modalidad de tratamiento de la DDC.


6. Definir métodos de tratamiento quirúrgico y no quirúrgico en los niños con DDC.

 

PREVENCIÓN SECUNDARIA: DESPISTAJE:
Las recomendaciones señaladas en este proyecto son producto del análisis de las guías de práctica clínica internacionales seleccionadas mediante el modelo de revisión sistemática de la literatura.


La presentación de la evidencia y las recomendaciones expresadas en las guías seleccionadas, corresponden a la información disponible organizada según criterios relacionados con las características cuantitativas, cualitativas, de diseño y tipo de resultados de los estudios que las originaron.


Todos los recién nacidos deben estudiarse sistemáticamente mediante la exploración física de la cadera. Dicha evaluación debe ser efectuada por un profesional de la salud adecuadamente formado.


La inestabilidad de la cadera no se resuelve espontáneamente en todos los recién nacidos.
El examen clínico de la cadera se realiza en la primera semana de vida.


Examen físico: Los hallazgos clínicos, como todo en medicina, son la clave para hacer el diagnóstico y deben ser el fundamento de cualquier protocolo de pesquisa. Para efectos docentes dividimos los hallazgos clínicos en:


Signos Físicos de Inestabilidad: son las maniobras parar evaluar la estabilidad de la cadera en el recién nacido, no son signos patognomónicos, pero si son distintivos de DDC.

 

VER EL DOCUMENTO COMPLETO


Regresar...